Laia, el asador Vasco donde poder comer Bueyes únicos

Enlace de la noticia : Haga CLICK

Trabajar lomos de buey es tarea difícil y requiere de un punto de locura. No tengan duda de que hoy poder comer su carne es un lujo que probablemente en el futuro no exista. Criar estos animales, que pueden llegar a consumir 1 saco de pienso de 30kg diarios durante más de 1.460 días puede haceros calcular el gasto desorbitado que debe asumir el ganadero sin olvidar los riesgos.

A los que nos mueve la pasión por la carne y porque no decirlo también por el amor a los animales. Poder ver, tocar, acariciar y ¡abrazar! Como si fuera un árbol si, a estos magníficos mastodontes, es toda una experiencia comparable a la de nadar con delfines. La lucha natural de huir por miedo, daros cuenta que multiplican por 3 la envergadura de un toro de lidia, y conseguir la paz y tranquilidad de que no te harán nada te hace sentir que estas ante algo único e irrepetible.